Asesinan en Paraguay a un periodista que investigaba narcos

215

El periodista de ABC Color Pablo Medina Velázquez, de 53 años, fue asesinado a tiros ayer de tarde en una emboscada en un camino rural del distrito de Villa Ygatimí, departamento de Canindeyú, a unos 50 kilómetros de la ciudad de Curuguaty, donde era corresponsal hace 16 años. Los principales sospechosos de haber ordenado el atentado son Avilio Manuel Espíndola Isasi, alias Baby, un supuesto “capanga” del jefe narco preso en el Brasil Líder Cabral Arias; y el intendente de Ypehû, Vilmar “Neneco” Acosta (ANR), quien tenía serias diferencias con el comunicador.

El crimen, que conmocionó a todo el país, fue perpetrado por dos sicarios que emplearon una pistola calibre 9 mm y una escopeta calibre 12. En el atentado también fue ultimada Antonia Maribel Almada Chamorro (19), asistente de Medina. Resultó ilesa la hermana de esta, Juana Ruth Almada Chamorro (30).

El cobarde homicidio se produjo ayer alrededor de las 14:20 en un camino rural en la zona de la comunidad indígena de Itanaramí de la colonia Marchetti, a ocho kilómetros del centro urbano de Villa Ygatimí.

Pablo Medina fue brutalmente acribillado: recibió disparos de armas cortas y un disparo de escopeta en el rostro (Gentileza ABC Color)

Pablo Medina fue brutalmente acribillado: recibió disparos de armas cortas y un disparo de escopeta en el rostro (Gentileza ABC Color)El corresponsal Pablo Medina salió de su casa en Curuguaty a las 08:05 de ayer, cuando reportó a su jefa inmediata que se dirigía a efectuar coberturas, primero a la colonia Ko’ê Porã de Villa Ygatimí; luego, a Ára Vera y, finalmente, a Crescencio González, en Ypehû.

El periodista de ABC Color, de hecho, completó el recorrido que había anunciado –que sería su última cobertura– a bordo de una camioneta Mitsubishi L-200, doble cabina del diario. EL COMERCIAL – Formosa.