ELDORADO QUIERE ELIMINAR EL USO DE BOLSAS DE POLIETILENO.

190

Tal como lo aplican algunos países europeos en la búsqueda de cuidar el medio ambiente, Eldorado quiere replicar el modelo, eliminando de a poco el uso de bolsas de polietileno. Es así que a partir del 1° de octubre, los comercios que operen dentro del ejido urbano podrán entregar únicamente 2 bolsas de transporte de polietileno o similar por cliente. O en su defecto, deberán usar bolsas de material biodegradable.

En la última sesión ordinaria se aprobó la Ordenanza presentada por el concejal Héctor Falsone, que determina la eliminación del uso de bolsas de transporte de polietileno utilizadas usualmente en los comercios, para aportar a una mejora en la calidad de vida e intensificar el cuidado al medio ambiente.

Esta Ordenanza se desprende de una ya vigente, la Ordenanza 022/2012, en donde se propone la eliminación progresiva para que los comercios o entidades que proporciones las bolsas de polietileno, las puedan reemplazar por el uso de envases de papel reciclado, bolsas de malla o aquellos que el departamento ejecutivo municipal considere no perjudiciales para el medio ambiente.

Es así que a partir del 1° de octubre del corriente año los comercios que operen dentro del ejido urbano de la ciudad de Eldorado podrán entregar únicamente 2 (dos) bolsas de transporte de polietileno o similar por cliente.

En caso de que sea necesario entregar mayor cantidad de envases los mismos deberán ser bolsas de material biodegradable, papel reciclado, o similar, bolsas de mallas reutilizables, etc., previamente autorizadas por el Ejecutivo.

En tanto que a partir del 1° de enero de 2015 los comercios podrán entregar únicamente 1 bolsa de polietileno o similar por cliente.

Y desde el 1° de julio del 2015 quedará prohibido para todos los comercios o entidades que desempeñen tarea o actividad comercial en el ámbito urbano de la ciudad, entregar bolsas de transporte de polietileno.

Cabe recordar que en países como Alemania desde hace muchos años, los supermercados y comercios no dan bolsas de polietileno a sus clientes, sino que los compradores llevan sus bolsas de tela cada vez que realizan sus compras.

El impacto medioambiental de las bolsas de plástico es enorme

Las bolsas de plástico consumen grandes cantidades de energía para su fabricación, están compuestas de sustancias derivadas del petróleo, que pueden tardar en degradarse más de medio siglo. Asimismo, las bolsas serigrafiadas pueden contener residuos metálicos tóxicos.
La gran mayoría acaba siendo desechada sin control, contaminando tanto las ciudades como los ecosistemas naturales. En el mar su impacto puede ser letal para animales como tortugas, ballenas o delfines, que mueren tras ingerirlas.

Estados Unidos y la Unión Europea consumen el 80% de la producción mundial, aunque su generalización en los países en vías de desarrollo está agravando el problema. En España, cada ciudadano consume de media al año 238 bolsas de plástico: más de 97.000 toneladas, según Cicloplast, que agrupa a fabricantes y distribuidores de bolsas, de las que apenas se recicla el 10%.

Por ello, algunos países están planteando diversas medidas para reducir su uso. Una posible solución es sustituir el material de estas bolsas por otros totalmente biodegradables. En España, el Ministerio de Medio Ambiente pretende para 2015 que el 70% de las bolsas posean dicha propiedad. En Francia, una Ley de 2005 sobre Política Agraria dispuso que desde el 2010 todas las bolsas de plástico sean biodegradables.