“En el Namqon somos dos mil, así que veinte no pueden decidir en provecho propio por el barrio”

19

namqom vcinos-1Destacados dirigentes sociales aborígenes del barrio Namqom expusieron ante funcionarios provinciales y legisladores su “preocupación por la actitud de algunos vecinos y la intrusión de extraños que se arrogan una representatividad que nadie les asigno para promover protestas y desencuentros”.
La reunión acordada en el Centro de la Comunidad del barrio, para organizar la entrega de módulos alimentarios la próxima semana, derivo finalmente en la visible intranquilidad de los dirigentes sociales, además de docentes en la modalidad aborigen. Y así lo expusieron ante el ministro de la Comunidad, Telésforo Villalba, diputados provinciales como Agustín Samaniego, Jorge Zarza y Oty Morales, a partir de que, como lo expresara Rubén Carlos Segundo, “somos más de dos mil los habitantes del Namqom, y unos veinte o treinta salen a cortar la ruta sin motivo, por lo que no son la palabra de lo que piensa la gran mayoría”.
“Estos salen a generar divisiones y desencuentros a partir de un hecho que todos lamentamos, pero que no se soluciona así. Ante algo feo que le toco pasar a un chico que fue atacado por otro menor en la escuela, se aprovecho para cosas personales y de provecho propio a confundir y hacer protestas que no hacen bien, y más aun al entrometerse gente que no es de aquí que agrava todo”, expuso Pablo Sosa, director de la etnia toba ante el ICA.
Estos exhortaron a sus pares a modificar actitudes que consideran “inconducentes y que no contribuyen en nada a solucionar problemas y mucho menos a pacificar situaciones lamentables que son aprovechados por algunos extraños y gente que busca provecho personal para crear desunión entre nosotros”.
Asimismo, apelaron a que “nuestros hermanos deben entender que los cortes de rutas no sirve para plantear nada, solo genera molestia a todos”, insistiendo en que “el dialogo es la mejor herramienta”, al tiempo de advertir que “deben estar muy atentos y ver que algunos políticos no aconsejan bien, y son los que repetidamente quieren la protesta”.
Segundo expuso que “hay gran preocupación y enojo porque nuestros chicos están perdiendo ya una semana de clases, y también inquietud de que no se puedan cumplir con beneficios que por estos días deben realizarse. Hablo de la puesta en marcha del salón donde se harán capacitaciones en oficios y la nueva entrega de los módulos alimentarios dentro del cronograma de manzana por manzana que nosotros mismos llevamos adelante”.
Justamente se exhorto a los designados como responsables de manzana a asumir el rol que le cabe, recordándoles que “entre todos hicimos posible muchos logros, como aumentar el cupo de cajas alimentarias, y entre todos con dialogo alcanzamos primero tener 300 cajas y luego pasar a 800 y ahora son 1300 las que se distribuyen. Esto demuestra que dialogando y trabajando juntos es más beneficioso”.
Advirtió Sosa que “los que cortan ruta pareciera que no quieren el dialogo, no dicen lo que realmente está pasando, y se aprovechan de una situación familiar que reconocemos es muy fea, para hacer todo esto, que no lleva a nada. No le importa sentarse a conversar, sino subirse es este suceso triste para cosas personales, y que otros que no nos representan empeoran mas”.
Se reprocho justamente a quienes se arrogan representación en el barrio, para marcar que “se debe pensar en dialogar y no estar siempre enfrentándose. Acá están unos pocos creando división, y nadie en el barrio nos sentimos para nada representados por ellos, y menos los acompañamos, porque al final nos están perjudicando a nosotros mismos, a sus propios hijos”.
“No se pueden desconocer todos los logros, sobre todo en salud y educación, el agua potable, servicio eléctrico, el pavimento y las casas que se siguen haciendo. Faltan cosas por hacer, siempre hay necesidades, pero es mucho lo que se mejoro en toda la comunidad y todo eso que se avanzo es por el dialogo, y nos cortes de rutas y sacar provecho de situaciones familiares tristes”, concluyo enfatizando Sosa.
Tanto Villalba como los legisladores dijeron estar dispuestos como “siempre ha caracterizado a esta gestión de gobierno, a dialogar, escuchar y de manera madura consensuar lo que sea necesario”, dejando en claro que “jamás actuamos bajo presión, y en este caso en particular del Namqom, los propios vecinos, entre los cuales hay reconocidos dirigentes sociales y maestros aborígenes, con quienes mantuvimos un dialogo constructivo, nos dejaron en claro que es lo que piensa la mayoría, y sobre todo expusieron que esta comunidad es un claro ejemplo de cómo se construye a favor de la gente a partir del dialogo”.

Comentarios

Comentarios