“La Presidenta llamó para ponerse a disposición de todos los formoseños”

248

de vido en formosaDurante la entrevista que mantenía en su despacho con el ministro de Planificación Federal y el secretario de Obras Públicas de la Nación, el gobernador Gildo Insfrán recibió el llamado de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner quien, según lo informó el propio mandatario, “ lo hizo para ponerse a disposición de todos los formoseños y ofrecer la ayuda que fuese necesaria para dar respuesta a las necesidades de los inundados”.

Durante el diálogo, le respondió que la situación estaba bajo control y que las cosas menores que demandan la emergencia estaban siendo atendidas por la provincia con sus organismos y recursos pero que apelaría a ella para las cosas grandes, trascartón formuló el pedido de las 1.200 viviendas cuya construcción terminó de delinear luego con Julio De Vido y José Francisco López.
Con ambos firmó luego los convenios para edificar 800 unidades en esta ciudad, 250 en Clorinda y 150 en las zonas de islas, aclarando que en ellas se aplicaría el tradicional sistema lacustre teniendo en cuenta la relación afectiva que esos pobladores tienen con el río Paraguay, actualmente en creciente y causando emergencias y con esos territorios insulares.
La comitiva nacional acordó obras por poco más de 310.000.000 pesos ya que a los 250 millones para las 1.200 casas se le suman otros 60.000 pesos destinados a la realización de obras municipales que permitirán activar la demanda de mano de obra y el trabajo de las asociaciones cooperativas lugareñas.
“Es un momento difícil por las inundaciones, que ya es cíclico y los isleños conocen muy bien, razón por la cual decidimos apelar a este tipo de construcciones para que , en el futuro, esos comprovincianos puedan defenderse de estas situaciones”, expresó para señalar que con las viviendas de tipo lacustre ya no tendrán necesidad de dejar sus casas cuando suban las aguas.
Entre las comunidades beneficiadas en ese sentido mencionó a las islas Apando y Buey Muerto y un sector de Puerto Pilcomayo.
Insfrán utilizó un énfasis especial para poner de relieve la actitud solidaria del pueblo formoseño en su conjunto , reconociendo que todas las organizaciones comunitarias y sobre todo los jóvenes están trabajando junto al gobierno para atender a los afectados por las inundaciones, así como también el acompañamiento de los estamentos nacionales que se sumaron a los trabajos que se encaran.
No olvidó a quienes desde determinados sectores señalaron al gobierno como improvisado en la modalidad operativa a la que apelaba para resolver las situaciones planteadas en los distintos frentes de la emergencia.
“Fíjense que el río se mantiene en creciente y nosotros ya estamos anunciado las soluciones definitivas para aquellos comprovincianos que se ubicaron en zonas bajas y han sido afectados”, significó.
El gobernador manifestó que junto con los predios para construir las 1.200 viviendas aprobadas por el gobierno nacional , la provincia dispone de un “ banco de tierras” con más de 400 hectáreas para habilitar allí miles de lotes que se destinarán para ir regularizando la situación habitacional de muchas familias formoseñas.