MÁS DE 765.000 PARAGUAYOS QUEDAN SIN ENERGÍA ELÉCTRICA POR ATENTADO DEL EPP

250

El grupo guerrillero derribó con explosivos dos torres de alta tensión. El ataque trajo consecuencias para decenas de hospitales, empresas, comercios y viviendas particulares.Por la magnitud del hecho, se necesitó una gran movilización de funcionarios de la Administración Nacional de Electricidad (ANDE) y efectivos policiales y militares de la Fuerza de Tarea Conjunta. 

Mientras las fuerzas de seguridad de Paraguay siguen en plena búsqueda de Arlan Fick Bremm, quien permanece secuestrado por el Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) desde el pasado 2 de abril, el grupo guerrillero continúa golpeando al país. Este fin de semana dejó a más de 765 mil personas sin energía eléctrica al atacar con bombas dos de las torres de alta tensión del sistema de transmisión de 220 kV, que parte del distrito de Carayaó y que llega a Vallemí y Cerro Corá.

El atentado golpeó a los departamentos de Caaguazú, San Pedro, Concepción, Amambay, Alto Paraguay y Presidente Hayes.

Por la magnitud del hecho, se necesitó una gran movilización de funcionarios de la Administración Nacional de Electricidad (ANDE) y efectivos policiales y militares de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC).

El día viernes, cerca de la medianoche, los peones de la estancia Overáva escucharon una fuerte explosión. Pero al no cortarse la energía eléctrica no reaccionaron, hasta que al día siguiente, a las once de la mañana, finalmente se quedaron sin suministro energético e instantáneamente relacionaron el corte con la explosión.

Al llegar al lugar del atentado se encontraron con una de las torres de 30 metros caída completamente, mientras que otra estaba parcialmente derribada a unos cien metros de distancia, según consigna el diario ABC.

Al ver esto, los peones reportaron lo sucedido a su patrón, Raúl Fernández, quien se comunicó con los funcionarios de ANDE, que funciona a once kilómetro del lugar de los hechos.

El ataque dejó a al menos 765 mil paraguayos sin energía, según datos extraoficiales. A su vez, el atentado también tuvo serias consecuencias en decenas de hospitales, empresas, comercios y viviendas de la zona norte.

A través de las redes sociales, los ciudadanos paraguayos repudiaron el hecho durante todo el fin de semana.