Se multiplican las protestas con cortes de ruta en toda la provincia

170

Aumenta la preocupación en el gobierno provincial ante la proliferación de protestas sociales en varios puntos del interior e incluso en intentos abortados en la propia capital.

Al corte de la ruta nacional 86 a la altura de La Primavera que se desarrolla desde hace un mes, hace tres días se sumaron los estibadores y fleteros clorindenses que en medida de acompañamiento a sus pares paraguayos afectados por una determinación comercial del vecino país, decidieron interrumpir el paso fronterizo en al menos dos sectores, convirtiendo en casi nulo el paso de vehículos de transporte de carga y general por ese punto trascendente para el comercio.
Con un respiro de la buena noticia del acuerdo para levantar el corte de la ruta nacional 81 a la altura de Estanislao del Campo el miércoles, ayer el gobierno de Insfrán se dio de frente con otra protesta en la propia tierra del gobernador ya que los comerciantes de laguna Blanca quienes decidieron realizar un “contrapiquete” a los manifestantes de La Primavera, con el objetivo de devolverle con la misma moneda la protesta de los Qom que los afecta comercialmente. “Nosotros estamos padeciendo los cortes de ruta y eso nos mermó mucho no solo las ventas, sino que los proveedores no quieren ingresar porque tienen que dar vuelta por un camino más largo. Nosotros vivimos de esto y nos están complicando más de la cuenta”, dijo a Radio Uno y El Comercial Francisco Cantón, uno de los comerciantes que estaba ayer en la protesta sobre el acceso a la ciudad.

Pero el conflicto no solo está en el norte provincial, sino que ayer sobre la marcha el gobierno logró desactivar una protesta en el acceso a Formosa Capital, cuando un grupo de aborígenes del barrio NamQom se apostó cerca de las 14:00 hs en el control policial pidiendo que autoridades del Instituto de Pensiones Sociales accedan a otorgar casi 40 pensiones provinciales a una lista que tenían preparado. “Esto es el colmo. Ya no hay límites para esto”, bramaron ayer funcionarios en la casa de gobierno.

La Primavera: más intransigencia

Las máquinas están listas para trabajar en la colonia La Primavera, lo que puede generar la reacción de los manifestantesLas máquinas están listas para trabajar en la colonia La Primavera, lo que puede generar la reacción de los manifestantesUn grupo de aproximadamente treinta aborígenes de la comunidad La Primavera mantienen el corte de la Ruta 86 mientras reclaman el arreglo de los accesos a la zona pese a que las máquinas están listas para trabajar y no lo hacen por impedimentos de los manifestantes, según explicaron desde el gobierno.
Mientras ayer todo estaba listo para iniciar las obras aún bajo la advertencia de los manifestantes de impedir con su propia vida la movilidad de las máquinas, las precipitaciones que se desataron en la madrugada hicieron posponer los trabajos que podrían convertirse en un nuevo foco de conflicto “cuerpo a cuerpo” entre los intransigentes manifestantes y los obreros de vialidad que esperan la orden para comenzar la tarea de pavimentar uno de los accesos principales de la colonia.

Sobre la situación, Radio Uno y El comercial dialogaron con Rafael Justo, uno de los voceros de los manifestantes quien afirmó tajante: “No dejaremos trabajar a las maquinarias hasta que se cumpla el pedido de las transferencias dentro de nuestra comunidad. Es nuestro territorio y tenemos el derecho de saber qué es lo que quiere hacer el gobierno. Hemos solicitado un recurso de amparo para que no se hagan estos trabajos sin la presentación del detalle de cuantos kilómetros de enripiado se van a realizar. No van a trabajar mientras que los ingenieros no expliquen lo que van a hacer dentro de la comunidad y dejamos en claro que queremos las soluciones para esta situación mientras buscamos que se respeten los derechos de los originarios. Nosotros somos los peticionarios, vamos a levantar el corte cuando vengan las autoridades que competen a este lugar”.

Puerto Falcón

En Clorinda se agrava la protesta de estibadores mientras lograron desactivar otro corte en la CapitalEn Clorinda se agrava la protesta de estibadores mientras lograron desactivar otro corte en la CapitalAyer se cumplió el segundo día de corte de ruta en la ciudad de Clorinda en adhesión al reclamo de paseros del Paraguay y por afectarlos a los comerciantes clorindenses en lo que son las ventas cotidianas y la situación fue muy complicada en la zona de frontera incluso en la madrugada mismo bajo la lluvia se presentaron los primeros problemas entre quienes estaban rehenes de los manifestantes y éstos.

Relato de testigos coinciden en que aprovechando la lluvia y que las personas que estaban de guardia en el corte camino a Loyola salieron de la ruta para resguardarse del agua, un par de camioneros lograron pasar el bloqueo que existe contra ellos, mientras otro camión de la empresa Los Trigales no logró ese cometido y el chofer y el camión fueron dañados con impactos de elementos contundentes arrojados contra el mismo.

Ya en la media mañana de ayer los camioneros que estaban aún en el lado paraguayo comenzaron un contra-corte pero flexible permitiendo la circulación de vehículos de todo tipo cada 30 minutos, esto en señal de repudio por lo que ocurrió con el transportista pero también pidiendo sea una reglamentación pareja para todos ya que entienden que exista el derecho a reclamo pero ellos exigen tener el derecho a circular libremente, cosa que no se tiene en cuenta.

Cesar, chofer de uno de los camiones varados, contó a Radio Uno y El Comercial que “la situación es muy difícil ya que además de estar allí sin poder circular somos víctimas de robos dentro y fuera de la zona aduanera de ambos países, no tienen garantías y además se está presentando el hecho que los conductores están gastando sus últimos viáticos porque ya hace varios días que están detenidos sin poder seguir. Por otra parte hay mercadería perecedera que está corriendo serio peligro y esa es otra situación que los preocupa”.

Antonio Villalba, Administrador de Puertos en Falcón, manifestó a este medio que estaban aguardando la presencia de la cónsul Raquel Olmedo para hacerles conocer la situación y ver que se puede hacer con los casi 200 camiones varados en la zona. EL COMERCIAL