Tras ser indagado, Boudou reconoció "internismos" en el Gobierno

169

   ‘Hay algunas personas que hablan y muchas veces lo que dicen son mentiras, son operaciones desde su interés personal y no desde la visión del Gobierno. Alguien que siente que le convendría que a fulano o mengano le vaya mal, le filtra a un periodista amigo alguna noticia o dicho que tiene una parte de verdad y una de mentira, o mucho de mentira y poquito de verdad. Eso se llama operaciones políticas‘, afirmó el Vicepresidente.

   Y, en declaraciones a Radio Continental, agregó: ‘Hace mucho entendí que cuando un político se sienta a solas con un periodista es para hacer una operación política. Cuando un político tiene algo que decir lo dice como lo estamos haciendo en este momento, en público, poniendo la cara y la voz, y no en un despacho con un periodista amigo‘.

 

  El exministro de Economía calificó a esos funcionarios como ‘los machos del off‘, denunció que ‘se habla mucho en off, pero nunca ponen la cara‘ y al ser consultado sobre si se estaba refiriendo a la existencia de ‘internismos‘ en el Gobierno, el vicepresidente contestó: ‘Imagínese que un gobierno es muy grande, existen distintos puntos de vista y visiones, pero acá nuestro Gobierno tiene algo bueno que es una conducción muy férrea de la Presidenta que toma decisiones‘.

   ‘No son internismos, es algo peor y al mismo tiempo menos grave, son operaciones políticas que no tienen que ver con la gestión del gobierno, sino con el posicionamiento ante medios concentrados y como quiere aparecer cada uno frente a la prensa y su usufructo en términos de su imagen‘, remarcó.

   Por otra parte, Boudou volvió a plantear cuestionamientos sobre la actuación del juez federal Ariel Lijo, quien este lunes le tomó declaración indagatoria en el marco de la causa Ciccone, al señalar que pone a ‘funcionarios bajo la picota, pero no investiga a ningún empresario grande‘.

   ‘Este lunes fue un día donde puede dar explicaciones de todos los puntos de la acusación. Las respuestas estaban en el propio expediente. Me parece que quedó en claro que hay un análisis muy sesgado de todas las pruebas del expediente‘, dijo el Vicepresidente, tras su declaración de más de cinco horas en tribunales.

   En ese marco, Boudou dijo que Lijo ‘se pasa investigando una boleta de 200 pesos de luz y gas pero no se puso a investigar ni un segundo la ruta de 50 millones de pesos‘, en alusión a las sospechas sobre el alquiler de su departamento de Puerto Madero al titular de The Old Fund, Alejandro Vandenbroele, quien se hizo cargo de Ciccone.

   Se volvió a referir además al rol que tuvo en el proceso del salvataje de la Ciccone y, aunque aseguró que ‘el accionar de (el titular de la AFIP, Ricardo) Echegaray fue correcto‘, se despegó: ‘Antes de mi famosa nota, el trámite había tenido siete meses de actuaciones donde la AFIP había hecho una serie de procesos que no tenían nada que ver con ninguna injerencia mía‘.

   ‘Con respecto la nota, el doctor Echegaray me remitió una nota y me dijo que mi opinión va a ser determinante. Yo le respondí y terminó no dándole el plan especial. Yo dije que desde mi óptica el trámite de la AFIP a cargo de Echegaray había sido correcto‘, remarcó Boudou en declaraciones a Radio del Plata.

   Finalmente, sobre su relación con el titular de The Old Fund, Alejandro Vandenbroele, que se hizo cargo de Ciccone, Boudou volvió a argumentar la falta de pruebas sobre el vínculo: ‘No existen pruebas de que yo conozca a Vandenbroele. El juez hizo un esfuerzo tremendo para conseguir pruebas. Y era todo mentira‘,  señaló.