Un muerto y 14 heridos en un ataque de un grupo marroquí armado en Tánger

21

EFE

  • Un grupo de subsaharianos fueron agredidos en el barrio de Bujalef, en Tánger.
  • Las autoridades han confirmado enfrentamientos entre «los habitantes del barrio y los candidatos a la inmigración clandestina por diferencias entre dos personas».
  • Añaden que «durante la reyerta se lanzaron piedras entre los dos grupos y los servicios de seguridad detuvieron a nueve personas de ambas partes».

Barrio de Bujalef, Tánger

Los subsaharianos del barrio de Bujalef, en Tánger (Marruecos), fueron agredidos este sábado por un grupo de marroquíes y la policía intervino con una violencia «desmesurada», informaron testigos presenciales, mientras que fuentes oficiales confirmaron la muerte de una persona y 14 heridos.

En un comunicado la Wilaya (gobierno civil), que confirma el fallecimiento y los heridos, apunta que hubo enfrentamientos entre «los habitantes del barrio y los candidatos a la inmigración clandestina por diferencias entre dos personas».

Añade que «durante la reyerta se lanzaron piedras entre los dos grupos y los servicios de seguridad detuvieron a nueve personas de ambas partes».

Según indicaron los testigos presenciales, antes de medianoche un senegalés murió apuñalado por causas aún por establecer en uno de los inmuebles del barrio, mientras que a pocos metros de lugar los marroquíes, armados con piedras y machetes, comenzaron a quemar los objetos personales de los subsaharianos.

«Al llegar la Policía algunos de los subsaharianos querían entregar el cuerpo del senegalés y otros se negaban. Sobre las tres de la madrugada (las fuerzas policiales) entraron a porrazos y se abalanzaron sobre ellos mientras les insultaban«, subrayaron las fuentes.

«Los subsaharianos gritaban asustados», indicaron, mientras aseguraron que al menos seis personas fueron trasladadas al hospital Mohamed V de Tánger, dos de ellas con traumatismo craneal y otras cuatro heridas de levedad.

Ataques frecuentes en Bujalef

El ataque se produce después de otro similar desatado en el mismo barrio a mediados de agosto que terminó con varios subsaharianos heridos, pero a diferencia de este sábado según declaró entonces Helena Maleno, del colectivo Caminando Fronteras, la policía no intervino a pesar de ser testigo de lo que estaba ocurriendo.

Bujalef, en el que este tipo de sucesos son frecuentes, es uno de los barrios donde malviven los inmigrantes y en enero y diciembre pasados dos subsaharianos fallecieron al caer por la ventana durante las habituales redadas policiales.