Argentina sigue haciendo historia: venció a Brasil en el Maracaná y le quitó el invicto como local en Eliminatorias

41

 

Se impuso 1 a 0 con gol de Otamendi. El equipo de Scaloni rompió el invicto del Scracht en su casa y volvió a demostrar por qué se corono en el Mundial de Qatar.

Argentina hizo de las suyas y se quedó con un clásico alto tensión ante Brasil tras superarlo por 1 a 0 en el estadio Maracaná y lo dejó sin invicto por Eliminatorias, en el marco de la sexta fecha.

Nicolás Otamendi, a los 18 minutos del segundo tiempo, le dio el triunfo a la Selección nacional en certamen clasificatorio para el Mundial de Estados Unidos, México y Canadá 2026.

La selección brasileña finalizó el cotejo con un futbolista menos por la expulsión del mediocampista Joelinton, a los 36 minutos del complemento, por juego brusco sobre Rodrigo De Paul.

Este resultado significó un triunfo histórico para los actuales campeones del mundo, ya que se convirtió en el primer equipo en vencer a Brasil como local por Eliminatorias, récord que ostentó durante 69 años y logró mantener el invicto durante 64 encuentros.

Además, los dirigidos por Lionel Scaloni lograron su quinta victoria en seis encuentros y es el único líder del certamen con 15 unidades.

En la previa del partido, se vivió el momento de mayor voltaje cuando la Selección nacional irrumpió los protocolos de los himnos para interceder ante la represión policial sobre los hinchas argentinos.

Esto derivó a que Lionel Messi tomé la determinación de retirar al equipo del campo de juego, sin embargo, varios minutos más tardes, con las garantías necesarias, los dirigidos por Lionel Scaloni regresaron y dieron lugar al encuentro ante Brasil que aguardó la reanudación.

La crónica del partido

En cuanto al encuentro, el clima que se vivió en las tribunas se trasladó a los protagonistas, que disputaron cada pelota como si fuese la última. Esto dejó a los locales con una imagen de juego áspero en el primer epílogo, aunque se salvó de forma polémica de tener expulsado a Gabriel Jesús por un codazo a Rodrigo De Paul y de sufrir un penal en contra por una falta sobre Giovani Lo Celso, que no fue revisada en el VAR.

A lo que juego se refiere, poco y nada hubo en el Maracaná, ya que Argentina tuvo algunos destellos de su juego cuando Messi -que recibió asistencia por una molestia en dos oportunidades- logró participar, sin embargo no pudo ser constante ante un Brasil que por momentos fue amarrete y que llegó con acciones aisladas.

Aunque los embates fueron aislados, los dirigidos por Fernando Diniz se las ingeniaron para poner en aprietos a Argentina con un tiro libre de Raphina, que logró desviar Nicolás Otamendi, y luego con un remate de Gabriel Martinelli, en la cual intervino Cristian «Cuti» Romero para salvar el tanto sobre la línea. (canal26.com)