Aumenta la tensión con Paraguay: ahora retienen camiones con GLP en la frontera Argentina

168

 

Son 20 transportes que esperan desde la semana pasada para cruzar a territorio paraguayo. Ocurren en el paso fronterizo de Itá Enramada con Puerto Pilcomayo (Formosa). Autoridades del vecino país dicen que es una nueva presión del gobierno argentino por las toma del 100% de energía desde Paraguay en Yacyretá.

La Cámara Paraguaya del Gas (Capagas) confirmó que al menos 20 camiones con carga de gas licuado de petróleo se encuentran retenidos por parte de la Aduana Argentina, en la frontera entre Itá Enramada con Puerto Pilcomayo (Formosa). La situación podría agravarse, teniendo en cuenta que, además del problema comercial, está comprometida la seguridad de las unidades, pues el lugar no dispone de las más mínimas medidas de protección. Esto último, siempre según la versión del vecino país.

Guillermo Parra, gerente de la Capagas, explicó que son cargamentos que llevan parados desde el sábado. «En algunos casos en el sol, a altas temperaturas y eso aumenta terriblemente el peligro, porque la cantidad equivalente es igual a la de una fraccionadora. Hasta puede generarse una explosión en cadena». Alrededor de 400 toneladas se encuentran en ruta y hasta el momento se desconoce el motivo de la detención.

Mencionó que las autoridades paraguayas ya se encuentran en contacto con sus pares argentinos para tratar de revertir la situación. Se contabilizan tres emblemas en total, entre ellos camiones de empresas fleteras que transportan combustibles para Petróleos Paraguayos (Petropar). «Yo creo que es una locura lo que están haciendo. Retener camiones de GLP en un lugar donde no hay condiciones», remarcó. La carga equivaldría unos USD 200 mil a USD 300 mil.

Si bien es muy pronto para hablar de desabastecimiento, esto obligaría a las compañías a desarrollar rápidamente nuevos proveedores, como el mercado boliviano, que cuenta con solo un excedente exportable. «Es peor la incertidumbre, fue sin previo aviso. No se sabe si va a ser temporal o no, además hay contratos de por medio entre empresas de Argentina y Paraguay», expuso el vocero del sector.

Desde el gremio piden explicaciones a las autoridades argentinas y que la representación paraguaya pueda intervenir; no descartan que la medida sea como represalia a causa del conflicto en la Hidrovía Paraguay-Paraná. «El momento justo pasó ahora, nunca había pasado antes, uno podría pensar que sí, que tendría relación con toda esta situación entre Argentina y Paraguay», dijo. (EL COMERCIAL)