Nicolás Maduro no vino a la Argentina, Alberto Fernández no le pudo garantizar IMPUNIDAD

88

 

Pese al respaldo institucional del presidente Alberto Fernández y el apoyo del Kirchnerismo, en un comunicado, el dictador chavista informó que no volará a Buenos Aires.

El dictador venezolano Nicolás Maduro anunció que finalmente no viajará a la Argentina para participar de la cumbre de la CELAC pese a los preparativos que se habían realizado para contar con su presencia.

A comienzos de la semana pasada, el Foro Argentino para la Democracia en la Región (Fader), encabezado por el el diputado nacional Waldo Wolff (Pro), impulsó una denuncia tanto contra Maduro como sus pares de Cuba, Miguel Mario Díaz-Canel, y de Nicaragua, José Daniel Ortega. Un abogado penalista amplió luego esa denuncia y pidió que Maduro fuera citado a indagatoria de manera urgente por violación a los derechos humanos.

Comunicado de la dictadura Chavista

En paralelo, la titular de Pro, Patricia Bullrich, realizó una presentación ante la Administración para el Control de Drogas (DEA) para pedir la captura de Maduro.

«En las últimas horas hemos sido informados de manera irrebatible de un plan elaborado en el seno de la derecha neofascista, cuyo objetivo es llevar a cabo una serie de agresiones en contra de nuestra delegación encabezada por el presidente», dice un comunicado del régimen chavista.

En vista de ello, prosigue el escrito, el mandatario tomó «la decisión responsable» de enviar al canciller, Yván Gil, «como jefe de delegación con las instrucciones de llevar la voz del pueblo de Venezuela».

La dictadura venezolana denunció que sectores de la derecha «pretenden montar un show deplorable a fin de perturbar los efectos positivos» de la cumbre, «y así contribuir a la campaña de descrédito» contra Venezuela, un plan, aseguró, «emprendido» desde Estados Unidos.

Así, «ante este escenario de planes extravagantes diseñados por extremistas de la derecha» y «con el fin de aportar al buen desarrollo y culminación exitosa» de la actividad, Maduro decidió no acudir a esta cita.

«Como Estado fundador (de la Celac), Venezuela desea cuidar el éxito de este principal mecanismo de unión e integración regional a favor de nuestros pueblos», añade el escrito.

Maduro tenía prevista una reunión este lunes, en Buenos Aires, con su homólogo brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, quien ya advirtió de la suspensión del encuentro, antes de que Venezuela informara de manera oficial.

Por su parte, el canciller Gil llegó este mediodía a Buenos Aires en un vuelo privado, pudo saber Infobae de fuentes aeronáuticas. La aeronave, un Lear Jet 60, matrícula LV CCO, partió desde Caracas e hizo escala en Santa Cruz de la Sierra (Bolivia).

Además del canciller venezolano, en ese vuelo viajaron al menos tres diplomáticos. (prensalibreformosa.com)