La Corte Suprema no irá al acto en Tucumán de Javier Milei

90

 

Los ministros del máximo tribunal avisaron al Gobierno que no estarán presentes en el acto que organizó Javier Milei por el Día de la Independencia, en el que se firmará el Pacto de Mayo.

Los jueces de la Corte Suprema de Justicia no serán parte del acto aniversario por el Día de la Independencia, al que los había invitado Javier Milei para firmar el Pacto de Mayo. Según pudo confirmar Infobae, el viernes pasado fue comunicado a través de Ceremonial de la Corte Suprema que ninguno de sus cuatro integrantes asistirá al evento que se organizó en Tucumán. No hubo detalles de las razones. Lo único que trascendió es que el ministro Ricardo Lorenzetti estaba de viaje y se comunicó con el jefe de Estado para comunicarle los motivos de su ausencia.

El pasado 20 de junio, Milei dio un encendido discurso en la ciudad santafesina de Rosario, como cierre del acto oficial por el Día de la Bandera. Allí, en el final de sus palabras, volvió a hacer la convocatoria para la firma del Pacto de Mayo, que originalmente era para el 25 de mayo, pero que se frustró ante la demora de la aprobación de la Ley Bases y del pacto fiscal.

«Quiero aprovechar este día, con la bandera argentina flameando en el cielo, avanzada ya la sanción de la Ley Bases y el Paquete Fiscal. Quiero aprovechar para convocar a todas las autoridades políticas, a los gobernadores de las provincias argentinas, a los dirigentes de los principales partidos políticos, a los expresidentes de la nación, a los miembros de la Honorable Corte Suprema de Justicia, a empresarios, a trabajadores y, por supuesto, a toda la ciudadanía argentina a que nos encontremos la noche del próximo 9 de julio en Tucumán para firmar el Pacto de Mayo y finalmente empecemos juntos a dar vuelta la página de nuestra historia», había dicho.La secretaria general de la Presidencia, Karina Milei, fue la encargada de la organización. Tal como detalló esta semana Infobae, las invitaciones fueron enviadas el martes por la noche, con la firma del mandatario nacional y con una frase del escritor y poeta Esteban Echeverría que reza que «las glorias colectivas de la revolución son aquellas conquistadas por el heroico esfuerzo de la Nación en la Guerra de la Independencia y por los patriotas de mayo y julio: todas ellas son santas y legítimas».

Una de esas invitaciones llegó a los despachos de cada uno de los ministros de la Corte Suprema Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti. Pero la respuesta formal desde Ceremonial del máximo tribunal fue que no estarán presentes en el acto de Tucumán. Al evento también están previsto que vayan 17 gobernadores. Muchos de ellos también han elegido judicializar los conflictos que tienen con el Gobierno Nacional por la entrega de fondos.

Según se informó, Lorenzetti ya le había avisado al presidente Javier Milei que no iba a estar en el acto del 8 de julio porque tenía arreglado un viaje con anterioridad a esa fecha. «Por un lado porque el Pacto de Mayo iba a ser para el 25 de mayo, no para el 9 de julio. Y además porque la Corte no tiene programado para la semana que viene ningún tipo de acuerdo de ministros porque empieza la feria judicial de invierno», señalaron en su entorno.

La respuesta de la Corte llega en medio de un clima tirante con el Gobierno Nacional, que está evaluando avanzar con una ampliación del máximo tribunal.

El Ejecutivo envió en marzo pasado los pliegos de dos candidatos a integrar la corte: el juez federal Ariel Lijo y el académico Manuel García Mansilla. La postulación de Lijo busca ocupar la silla que quedó vacía en octubre del 2021 con la renuncia de Elena Highton de Nolasco. La propuesta de García Mansilla, en cambio, llegó antes de que el ministro Juan Carlos Maqueda se jubile cuando en diciembre próximo cumpla los 75 años. Sus pliegos llegaron al Senado después de un proceso de críticas y apoyos en el Ministerio de Justicia y ahora deberán enfrentar trámite en la Cámara Alta. La comisión de Acuerdos está a cargo del procedimiento.

No es fácil conseguir el número de votos para convertirse en juez de la Corte o Procurador General. Se necesita el apoyo de los dos tercios de los miembros presentes de la Cámara Alta. El presidente Javier Milei ha dicho que quiere que se vote a los dos candidatos. «Mi único interés es que la Corte falle acorde a los principios de la Constitución Nacional, no necesito una Corte adicta», llegó a decir Milei el 1 de mayo pasado. (EL COMERCIAL)